• ВКонтакте
  • Facebook
Статьи Топики Разговорник Библиотека

Топики

Страноведение  España

РаспечататьВерсия для печати

Comunidad Autónoma de Aragón

La situación

Nos encontramos con la Comunidad de Aragón en la parte noreste de la península Ibérica. Al norte limitada con Francia, y de oeste a este con las comunidades de Navarra, La Rioja, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Comunidad Valenciana y Cataluña. Es la cuarta comunidad española en extensión, con una superficie de 47.720 kilómetros cuadrados.

Población

Aragón se sitúa en el penúltimo lugar en cuanto a la baja densidad de población. La población está concentrada en el centro del valle del Ebro y, sobre todo, en la ciudad de Zaragoza. Las zonas montañosas están casi despobladas y, en los últimos años, muchos pueblos han quedado abandonados. Un fenómeno frecuente durante todo el siglo XX ha sido la inmigración, dirigiéndose mayoritariamente hacia Cataluña y la Comunidad Valenciana, y en las últimas décadas, Zaragoza ha sido el centro principal de la emigración regional.

Historia

Durante la expansión catalano-aragonesa experimentada en los siglos XIII y XIV, se produjo una anexión de numerosas posesiones ribereñas, la creación de una infraestructura financiera y judicial importante y un avance en el comercio. Con Jaime I el Conquistador, se incorporan a la corona las Islas Baleares, los reinos taifas de Alpuente, Valencia y Alcira. Ya en el siglo XV se produjeron tensiones sociales y políticas, acabando en 1479 con la unificación dinástica a raíz de la boda del rey Fernando de Aragón e Isabel, futura reina de Castilla. Se unieron las dos coronas.

La Corona de Aragón y sus diversos reinos sufrieron en la época de los Austrias una crisis que debilitó esa unión, y Aragón vivió entonces una caída importante con motivo de los acontecimientos provocados por el uso incorrecto del poder. Fue cuando Felipe II redujo algunas de las competencias constitucionales aragonesas.

La guerra de Sucesión acabó definitivamente con la autonomía política de Aragón. Felipe V, a través de los decretos de Nueva Planta, organizó el reino de acuerdo con las leyes castellanas. El siglo XVIII fue un periodo de expansión y esplendor aragonés, que se dejó notar en un aumento demográfico y fuertes progresos en la agricultura. El siglo XIX, si bien supuso una consolidación del potencial agrícola, no provocó un proceso de industrialización. La situación de Aragón en la primera mitad del siglo XX era de atraso, con una agricultura empobrecida por la falta de mercados e inversiones. Esta situación motivó fuertes oleadas migratorias y una radicalización del campesinado pobre que se adscribió, mayoritariamente, a la ideología anarquista para combatir la explotación de los propietarios rurales y la desatención del Estado. El periodo de mayor radicalismo se dio durante la Guerra Civil española al constituirse en la población de Fraga el Consejo de Aragón, controlado por los grupos anarquistas de la CNT y la FAI, que impulsó la colectivización del campo aragonés.

La Guerra de la Independencia en Aragón

El 24 de mayo de 1808, recae sobre la ciudad de Zaragoza todo el peso bélico que hubo durante el primer año de guerra. Durante los seis años de guerra la presión de las tropas napoleónicas es muy fuerte y el ejército aragonés sufre varias derrotas. Los aragoneses reorganizan el ejército en base a la movilidad de las guerrillas que les permite hostigar continuamente a los franceses y conservar amplias zonas del territorio en su poder la mayor parte del tiempo (sobre todo en la zona oriental de Huesca y en el sur de Teruel). En 1812, el 2 de octubre se recupera Calatayud. 1813 y 1814 son años de ofensiva para los aragoneses que van recuperando las ciudades más importantes, comenzando por la capital, Zaragoza en julio de 1813. Seguirán Daroca (agosto 1813), Mequinenza (febrero 1814), Jaca (febrero 1814), Monzón (febrero 1814), Benasque (abril 1814), etc. La guerra ha llegado a su fin.




Курсы испанского языка в BKC-ih
Сеть школ с Мировым опытом!